05 julio 2012

Gritaremos Más Fuerte

Por Jorge Esteban López García

Mayoría no son quienes se manifiestan en contra del candidato que ganó en base a sombrías e ilegales elecciones, tampoco quienes piden una explicación de todas las anormalidades, mucho menos quienes solicitan democráticamente una revisión sustancial de todos los votos. Supuestamente son Mayoría los que votaron para que el guapo candidato del tricolor nos gobernara, los que sufragaron por un país basado en generalidades y proyectos anteriores, los que participaron con su comprado voto o se dejaron manipular por un grupo dominante.
Muchos grupos lo dicen, no sólo los obraduristas o los del 132 o las organizaciones internacionales que aclaman democracia y justicia; lo dicen quienes exigen un verdadero país, donde la democracia rinda frutos y la justicia se aplique en buena medida. Solicitan claridad en los hechos quienes aman México y son capaces de comprender por qué nuestro país está como está. Piden limpieza en las elecciones quienes Nunca participaron en ellas de manera cochina, quienes No se dejaron corromper, aquellos que son capaces de ver más allá de su nariz y analizan lo que puede o no puede ser.
Pudiste votar para quien se te dé la gana, pero no pudiste votar para quien te pagaron o para quien te dijeron era el mejor o para quien te indicaron llevaba la de ganar o para quien conservaría al país en manos de un partido que supuestamente lo tuvo bien durante 70 años o porque simplemente le tienes amor futbolero al PRI.
Obviamente es inevitable se repita en México la elección del 1 de julio del 2012, porque las leyes cuentan con demasiados candados como para imaginarse tal hecho. Pero también es obvio que fue una jornada llena de irregularidades, compra de votos, acarreo, imposiciones mediáticas y de otras formas, supuestos discursos de pureza y millones de pesos en gastos innecesarios de campaña.
Todo se vislumbra para estar igual, por lo menos esa esperanza queda, que siga igual y no peor este país al que muchos amamos y otros decimos amar y pocos nunca lo han amado.
Incomprensible que un país pueda votar por un candidato que no guarda ninguna esperanza para México, al que todas las cámaras enfocaban para lucir su imagen, al que todos aplaudían y alababan por el simple hecho de ser el candidato de su partido, al que los que sienten ser "mayoría comprensiva de México" adoraron por el simple hecho de ser víctima, al que los mexicanos que dicen amar a su país dieron el voto por seguir las líneas antiguas de un partido político.    
Hicieron creer a esa mayoría que dice ser comprensiva y que, según ellos, hubiera aceptado su derrota. Les dijeron que ponerse la camiseta es caminar detrás del mejor aunque éste al caminar pisoteé, maltrate, discrimine, robe y asesine; pero siempre con una sonrisa de buena gente.  Esto nos acaba de dar en la madre, estamos derrotados no sólo los que no votaron, o los que lo hicieron en contra o los que anularon; estamos derrotados porque los medios de comunicación decían que todo era en contra de Peña Nieto, cuando todo era a favor de un País evitando que llegara aquél galán de telenovela.  
México está derrotado porque se sigue creyendo que el gritón de allá es patrocinado por un partido político, porque si un estudiante cuestiona seguramente es porque alguien le dijo, porque si hay una revolución de ideas la planeó alguien más y sólo envió a los súbditos, porque si alguien se mueve es porque le pagaron. México está derrotado porque seguimos pensando igual y nada cambió, ni siquiera nuestra forma de ver las cosas.
Afortunadamente, y como lo dice la Verdadera Historia de México, muchos grupos de mexicanos son capaces de aprender de su pasado y caminarán buscando la justicia, evitando que la ignorancia y el conformismo sean los principales obstáculos.
México sufrió una derrota, pero su Historia y la del mundo alumbran una esperanza, un sueño que nos empuja a seguir caminando.             

0 COMENTARIOS:

Entradas populares

Directorio

Bolsa de Trabajo

 

Vistas a la página totales

Santoral

Horóscopo

Share

Ads Banner