21 marzo 2011

Breve Manual para Despilfarrar el Dinero Público

Ocultos en la inmensidad del mar digital, cientos o quizá
miles de contratos de la administración pública federal y local
guardan compras de bienes y servicios inadmisibles. Son gastos
superfluos, con sobreprecios y excesos difíciles de justificar,
que muchas veces ni siquiera pintan en el presupuesto, pero
constituyen la muestra de un estilo de despilfarrar el dinero
público: fiestas de Halloween, del Día del Abogado, compras de
miles de boletos para Six Flags, cocteles gourmet, pantallas de
TV de 100”, licores y bebidas, gastos millonarios en espinilleras
para béisbol y softbol, corbatas Pineda Covalín. Son apenas una
pequeña muestra de cómo se las gastan en los gobiernos y los
organismos autónomos.
Por Vanessa Job y Mónica Cruz
 

0 COMENTARIOS:

Entradas populares

Directorio

Bolsa de Trabajo

 

Vistas a la página totales

Santoral

Horóscopo

Share

Ads Banner